La agencia de calificación crediticia Fitch elevó los “rating” de cinco titulizaciones de la deuda eléctrica realizadas por el Fondo de Amortización del Déficit Eléctrico (FADE) después de considerar que la tarifa se encuentra ahora en mejores condiciones para “absorber la tensión” financiera